miércoles, 30 de diciembre de 2009

29-12-09


Hoy entendí que un buen día no depende de haber hecho algo divertidísimo fuera de lo común...

Todo comenzó ayer. Rocio me había dicho para ir a Miraflores, al skatepark y yo estaba feliz porque hace mil años (como una semana) que no voy. Y quizás nos tomaríamos un bubble tea, aunque me tomé uno el lunes. En fin.

Luego vuelve y me dice: "ya fue, mi mamá no quiere que vaya a Miraflores."

Me disponía a aburrirme pero me dijo para ir a la casa de Li. Ahí estaban Gus y Cata y también Betito y Mia. Fuimos en skate, como siempre. Hicimos nada y todo.

Recuerdo estar en la cocina sentada, tomándole fotos a todos y riendo. Había algo ahí, en la atmósfera, que me hacía feliz. Verlos a todos y lo bien que nos compenetrábamos, tanto con la familia de Li y sus vecinos como con mis amigos. Era un ambiente de familia y no sé, estar ahí me hizo feliz.


Foto de cuando Cata robó la cámara.

Entonces descubrí que el mejor día en realidad es cuando te sientes cómodo, como parte de un lugar, compenetrado con la gente. Ayer fue uno de los mejores días.

Ahí entendí la importancia de la familia y la belleza de lo simple, de no cuestionar tanto y sólo vivir. Una manera hermosa de terminar el año.

4 comentarios:

cataaa dijo...

aaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaahh q lindo :), q bkn es saber q alguien piensa a veces como uno jaja, tamos hablando mari :)

juanpablo dijo...

Tienes razón.Sentirse cómodo y parte de algo es lo mejor.Que bonito que hayas acabado bien el año.Ojalá el 2010 sea un año increíble para ti.

.andrea. dijo...

jajajajajaja, no puedo con tu amixeeeer juanpablo, haha que divertido xD. las cosas simples son las mejores, porque no te esfuerzas por lograrlas y asi las disfrutas mas :)

Arturo Rivas Seminario dijo...

de no cuestionar tanto y sólo vivir... :)

comienzo a sospechar que este blog es un intento asolapado de serruchar al profe de tok!! XD