lunes, 6 de enero de 2014

Porno de venganza y la guerra contra Moore

Me gusta escribir, pero sobre todo me gusta leer. Por eso me gusta Tumblr, porque encuentro gente apasionada sobre diversos temas que escribe y discute.

Tenía uno favorito, era de una chica un poco mayor que yo que tenía un blog sobre sexualidad y respondía siempre sobre diversos temas, y a la vez subía fotos suyas de tanto en tanto.

Justamente por hablar de la sexualidad femenina de una manera tan abierta y por criticar conductas incorrectas, muchos hombres la odiaban. No les gustaba que esté tan cómoda con su cuerpo y le enseñe a otras mujeres a estarlo, no les gustaba que le enseñe a las personas sobre la importancia del consenso y a salir de relaciones tóxicas; no les gustaba que opine y más importante, que eduque.

Hace unos meses tuvo que cerrar su blog. Un hombre la había estado amenazando y llegó a publicar fotos suyas y datos personales como domicilio, trabajo y teléfono en una web dedicada exclusivamente a avergonzar a mujeres y acosarlas. Fue terrible, porque la comunidad perdió a una de sus mejores voces, y en este caso ganaron los malos.

Ahora, recién me entero de que es algo grande, muy grande. Había escuchado sobre el revenge porn o porno de venganza, en el que comunmente un ex despechado publica las fotos privadas que le mandaste, convirtiéndote en una herramienta de la pornografía contra tu voluntad. Y sabía que se buscaba legislar en contra de eso. Hoy encontré un artículo muy interesante sobre el hombre más poderoso de la pornografía de venganza y la guerra contra él, y también sobre lo grande que es este movimiento.

Recomiendo leerlo completo porque es muy interesante y espero que este hombre termine pronto en prisión: http://jezebel.com/one-womans-dangerous-war-against-the-most-hated-man-on-1469240835 

Me parece importante compartirlo porque normalmente cuando hablas de esto te dicen "Pero para qué se toma fotos así si no quieren que terminen en internet", culpando a la víctima y dejándola desprotegida ante las injusticias y hombres que tienen demasiado poder y disfrutan de ser victimarios. Y también me parece importante porque hay un doble estándar bien marcado en estas situaciones: si se trata de una mujer, como en el caso de Vanessa Hudgens hace años, ella queda como la "zorra" por tomarse fotos así, puede perder trabajos y ser marginada por años; pero si se trata de un hombre como Dylan Sprouse el mes pasado, él es valiente y queda como una anécdota chistosa, su carrera no se arruina y hasta vuelve a ganar importancia. Dejo claro que no creo que los hombres deban ser marginados por esto, sino que creo que las mujeres tampoco deberían serlo. Nadie debería ver su vida arruinada o en peligro por una foto desnudo, y quienes exponen estas fotos sin consentimiento deberían ser penados por la ley.

Bueno, acá el link de nuevo: http://jezebel.com/one-womans-dangerous-war-against-the-most-hated-man-on-1469240835

Léanlo.

2 comentarios:

Anónimo dijo...

buen blog creador de consciencia. gracias. RT

M. dijo...

gracias!