lunes, 27 de julio de 2009

Sus ojos

Justificar a ambos lados

Ayer en la noche fui a una tienda y vi a un pug, no el de la foto, pero un pug. Amo los pugs. Quiero un pug.
Pero este no era como todos los que había visto, claro, era del mismo color y del tamaño promedio, pero tenía algo diferente: sus ojos.
Tenía el mismo color de ojos que cualquier pug, pero le faltaba algo. En sus ojos no estaba la luz que siempre ilumina a estos perritos. Eran ojos simplemente negros.
Y lo vi, sentado, triste, con la mirada perdida. Lo acaricié y me miró pero sin verme, seguía con sus ojos completamente negros, mientras su dueña compraba. Simplemente sentí la necesidad de abrazarlo, pero no lo hice porque luego su dueña fácil me denunciaba o algo.
Ese perro, vi tanto en él.
Era la escenificación de todo lo que sale mal, de la desilusión, del desamparo. De la incertidumbre. De simplemente rendirse.
Era como si ese pug entendiera todo lo que sufre la gente en el mundo, todo lo malo que pasa y pudiera también sentirse triste por el rumbo que sigue la humanidad.
Ese perro me dijo tanto con sólo mirarme.
Ahí, sentado, amarrado, sin poder hacer nada. Era la impotencia, era todos nosotros y a la vez ninguno. Era él. Era sólo un perro, pero para mi no era sólo eso.
Porque me miró de un modo indescriptible...y ahora me acordé de los Heraldos Negros:

"vuelve los ojos locos, y todo lo vivido
se empoza, como charco de culpa, en la mirada."1
Creo que me miró así. Lo tenía que describir Vallejo.
___________________________________________________
"Los Heraldos Negros" por César Vallejo, del poemario bajo el mismo nombre.

5 comentarios:

Shadia Coronel dijo...

Me llega que los perros esten amarrados cuando sus dueños van a Wong o lugares asi...
Por otro lado, hay veces en las cuales no es una persona la que nos hace ver más allá

mafe dijo...

ahhh LOS OJOS DEL PERRO SIBERIANo

M. dijo...

LOS OJOS DEL PUG
nuevo libro jajaja
manya que no se me ocurrio ese libro cuando escribia jajaja

En silencio dijo...

Los animales, sin ser humanos, muchas veces nos recuerdan que debemos serlo.

.andrea. dijo...

Siempre he pensado que ellos sienten mas que nosotros, unicamente por ser mas puros..