jueves, 9 de febrero de 2012

Flashback #1

Recuerdo que en 2005 hubo un concurso de murales en secundaria. Mi grado tuvo que presentar algo de la Sierra (¿o de Perú?), no recuerdo específicamente qué pero teníamos comida, hicimos un río de mentira, un faro (creo que no fue para lo mismo...), en fin, muchas cosas.

Para la presentación oficial en el patio de secundaria nos disfrazamos y bailamos, expusimos, etc. Quizás a mí se me ocurrió que sería bueno presentar, como parte de los deportes extremos, a un amigo bajando desde el segundo piso del pabellón como haciendo rapel. Más o menos unos 3 o 4 metros de altura. La idea era sencilla: pasar una cuerda alrededor de una viga y que descienda poco a poco como si supiera escalar. Y poner una colchoneta abajo suyo porsiacaso. Nada que arneses ni cuerda dinámica ni mosquetones. Una cuerda normal de lo que sea que sean las cuerdas de ferretería, sus manos y un casco.
Al final el chico no quiso hacerlo.

Hoy, 7 años después, me di cuenta de que casi lo matamos. 
Detalles que no notas cuando eres más pequeño.