domingo, 6 de febrero de 2011

Crónica de un tributo a The Cure

Antes de que mi dedo cometa la fatal decisión de entrar a Tumblr, escribiré porque sino me perderé por horas ahí.
Hoy (ayer...) hubo un tributo a The Cure en La Noche.

Por dónde comenzar...
The Cure es uno de mis grupos favoritos desde el 2007, justo cuando en Mtv comenzaron a pasar entrevistas y especiales de ellos. Más o menos en octubre de ese año, cuando ya estaba algo afanada, mi mejor amigo Ricardo tuvo la genial idea de regalarme un disco, el Greatest Hits, que aún está entre mis favoritos. Muy bueno.
Desde ese entonces comencé a identificar las canciones con cosas que me pasaban y ahora es imposible escucharlas sin recuerdos.
Vale decir que mi última "casi-relación" que en verdad no llegó a nada, por eso el "casi", estaba muy relacionada con el grupo, ya que sin Robert Smith y su voz no habría conocido al chico en cuestión. En fin, fue muy simbólico el concierto de hoy, porque comenzó con The Cure y con The Cure termina.

La China había confirmado que iría con unos amigos suyos de la Agraria, pero tuve muchas dificultades para ir. Primero, mi celular está parapléjico, no tiene pantalla por lo cual los únicos números que tengo son los que sé de memoria, y algunas personas tienden a cambiar de número seguido. Por tanto, tuve que hacer toda una conexión de llamadas que incluía gente en playas y demás para poder contactar a la China, cosa que no logré porque NUNCA CONTESTÓ.
Entonces comenzó la desesperación, no me podía perder el tributo.

Un tributo no es como un concierto del grupo de verdad, pero igual me gustan mucho. Solo he ido a este y a uno de Radiohead por Space Bee, que fue buenazo. Son más íntimos que un concierto normal y, a pesar de que no sea el grupo original, igual me emociona mucho escuchar las versiones en vivo de las canciones que amo, por lo cual tenía que ir. Afrontémoslo, es muy difícil que The Cure venga a estas alturas, por lo que tengo que aprovechar la oportunidad para escuchar su música en vivo, aunque no sean ellos.
Roberto Esmith basta por ahora.

Sabía que no podía ir sola hasta allá, gran desventaja de ser mujer. A mí no me da miedo subir a un taxi sola (aunque se supone que debería) pero a mis papás no se les ocurre dejarme hacer eso. Por lo que tenía que encontrar alguien que me acompañe. Mi hermano Eduardo habría sido mi aliado normalmente, pero en este momento es un virus andante. Aún así me ayudó mucho, porque unos amigos suyos querían hacer algo y él no podía. Entonces comencé a acosarlos hasta que accedieron ir conmigo (graciasgraciasgracias).

Fui con Manuel y Alvaro (los mismos de
esta entrada) y llegamos justo antes de que comience. No había mucho sitio por lo que fuimos al último piso, pero apenas comenzó bajamos.

La primera canción que tocaron fue Close To Me, una muy ligada a buenos recuerdos, con gran capacidad para subirme el ánimo. Esas palmadas nunca me fallan. Bajé corriendo y de frente a bailar por ahí. La banda estaba compuesta por guitarrista, bajista, baterista, vocalista y tecladista, este último se encargaba de todos los sonidos extras con su sintetizador, sonaban súper bien. La voz del chico era buena y sí tenía un aire a Robert Smith (nunca tan papi pero lograba el cometido), por lo que no me desilusioné.

Luego fue Killing an Arab, seguida de In Between Days... el resto ya no lo tengo muy claro, solo recuerdo que a cada rato gritábamos "Pictures of youuuuu...!"
Uno de los puntos fuertes de la noche para mí fue The End of the World. Esa es la primera canción de The Cure que conocí. Salió en el 2004 (aunque el chico la presentó como 2005), justo cuando estaba en sexto y veía mucho Mtv, recuerdo el video y que el vocalista me parecía un señor raro. Ahora la canción toma todo un nuevo significado, siento la letra mucho más cercana a mí y por eso cantaba como si en serio se acabara el mundo. Buena terapia, señor Smith.

Me pareció raro que Boys Don't Cry no fuera la última, la tocaron por el medio. El setlist fue medio extraño a decir verdad. Casi todas eran del cd Greatest Hits, excepto Killing an Arab, Primary, Fascination Street, Push, The End of the World y Play for Today. En mi opinión, en lugar de High debieron tocar Cut Here, aunque probablemente habría terminado llorando, y Mint Car, que habría sido para saltar y ser feliz. Qué tales cambios me manda ese grupo.
En fin, no fue el orden que yo habría elegido, aunque quizás terminar con Boys Don't Cry habría sido demasiado obvio.

La presentación en general fue buena, pero es mi don resaltar lo malo. El vocalista solía equivocarse con las letras, a pesar de tenerlas impresas en frente suyo. Quizás las había bajado de una página malísima o simplemente le costaba leerlas mientras cantaba. No se equivocó tan fatalmente pero de vez en cuando yo volteaba y gritaba "¡¿Qué está diciendo?! ¡Así no es!". Sí, la perfeccionista. Aún con errores y todo, se disfrutaba demasiado. El bajo me tenía extasiada, definitivamente es el instrumento que mejor utiliza el grupo, en The Lovecats la línea de bajo es buenísima y en muchas otras canciones también. La guitarra casi no resalta, excepto en un par, lo cual no es común. Me gusta que The Cure varíe. El sintetizador también fue muy bueno porque le dio mayor diversidad a las canciones y también fue bueno que se atrevieron a salir un poco del molde establecido por el grupo, cantando algunas partes de manera diferente.

En Pictures of You, que es otra que me tenía con el corazón en la garganta, la intro sí se hizo algo tediosa porque la hacían larga y yo ya quería cantar, me tenían golpeando una pared, pero comenzó y todos cantamos. Sobre todo el chico que estaba delante mío que también la había estado pidiendo. Fue muy bonita.

Terminó con Play for Today, que era una de las únicas que no conocía, pero me gustó mucho. En general estuvo genial. El regreso y la estafada del taxista ya es otra historia, esto de volver al tráfico y la informalidad de Lima sigue fastidiándome.

Nada más queda por decir que The Cure es una gran banda, como ya muchos deben saber, y que si tienen la oportunidad de ir a un tributo o, mejor aún, a un concierto, no la desaprovechen porque en vivo sus canciones suenan increíbles. Todos los intrumentos, ala, no lo puedo describir. Es demasiado paja.
Muchas gracias de los que hicieron de esta noche una gran noche, ya me voy a dormir.

Mentira, me llama el Tumblr :)
C'est tout.

Pd. Casi lo olvido, puntaje: en una escala del 0 al 10 en múltiplos de pi, obtiene un pi^2-(pi/3) por los errores. Jaja, gracias compañeros :)

4 comentarios:

zub dijo...

wow, eso fue... rapido...

pd: Tumbler es bacan pero... reddit my friend, is the coke/crack of the internet. (r/music, r/listentothis, r/math, son increibles!)

Mao. dijo...

No hay nada como un buen tributo para calmar un poco la necesidad de ver al verdadero grupo en vivo.
Valió la pena el stress jaja
"Donde estas? ... En la puerta de tu casa? u.u"
FAIL jaja
Otro día voy por el "cero muertes computadora" y para hablar de la vida. :)

Marianaa dijo...

En mi setlist perfecto agregaría "The only one" y "Hot hot hot". Odio habermelo perdido, pero fue pe.

Pd: Deberían denunciar a Rock Bones por cagar una canción tan paja como Boys don't cry. Malazo en verdad.

Vicko dijo...

Linda tu historia!!!! por Argentina no se acostumbra ver bandas de tributo... pero hace muchiiiisimo tiempo que mantenemos la esperanza de ver la banda en vivo.

Saludos!!!!